¿Hay que obligar a que los niños lean?

Estrenamos nuevo mes en el blog (¡el tercero ya!) y hoy he creído oportuno dedicar un post a una de las preguntas que muchos padres y madres se hacen a lo largo de la infancia de sus hijos. ¿Hay que obligar a los más pequeños a leer? ¿Es necesario forzarles a que cojan un libro? Antes de nada me gustaría aclarar que yo no soy madre, por lo que no puedo quizá empatizar, pero sí he trabajado a lo largo de mi vida rodeada de muchos niños y además cuento con mi propia experiencia, como siempre, para daros mi opinión.
Hay que partir de la base de que el gusto por la lectura es, a mi modo de ver, parte de la personalidad de cada uno, algo innato y que puede parecer que a simple vista no se puede modelar. No obstante, se puede intentar fomentar desde que el niño es muy pequeño. Si después de someter a los niños a repetidos estímulos relacionados con el hábito de la lectura vemos que el interés sigue siendo nulo, entonces ya se debería parar. No se pierde nada por intentarlo, pero si se fracasa en el intento hay que tener en mente una única cosa: hay personas a las que les gusta leer y otras a las que simplemente no les va.
Una de las primeras actividades que se pueden llevar a cabo en la misión de fomento de lectura es, siendo el niño muy pequeño, leer cuentos. La voz de la madre y las fábulas que emanan de los libros siempre serán un buen aliciente para que la imaginación y la atención del niño estén alerta. Es un hábito que debe comenzar siendo el niño pequeño y hacerlo de forma amena y divertida puede ayudar bastante. He comprobado que los niños cuyos padres les han leído bastante cuando eran pequeños suelen desarrollar un fuerte interés por la lectura. Siempre hay excepciones, pero por regla general suele funcionar. Un buen truco es también permitir que el niño seleccione un libro o establecer turnos: una noche puede elegir el padre o la madre y otra el niño. Si es un libro con dibujos, que lo será la mayoría de las veces durante los primeros años, es también buena idea detenerse en ellos y preguntarle al niño cosas.
En esta cuestión también tenemos que hablar del factor costumbre o hereditario, si queremos llamarlo así. Es un hecho que si el niño ve en sus padres gusto por la lectura, en los dos, lo más probable es que lo desarrolle también. Si uno de los padres es el que lee, las probabilidades ya son del 50% y en ese caso no valdrá el recriminarle al niño que no lee porque lo primero que dirá será “Tú tampoco” y se supone que los padres son un modelo de conducta.
Otra forma de fomentar la lectura es, de vez en cuando y si el bolsillo lo permite, ofrecerle al niño comprar un libro. Hay miles de libros muy baratos de precio en cualquier librería. Se puede ver como una recompensa o simplemente ofrecérselo sin que exista motivo alguno. Darle la libertad para que elija (estableciendo siempre unas normas, rango de precios…) es una buena forma de incitarle a la lectura y al mismo tiempo fomentar su capacidad de decisión y elección.
Las bibliotecas son vuestras mejores amigas si lo que deseáis es que vuestro hijo lea. Siempre tienen actividades muy interesantes diseñadas para fomentar la lectura y pasar un buen rato. Aparte de eso, todo padre que quiera que su hijo lea debería sacarle un carnet de biblioteca y, como en el caso anterior, establecer la rutina de ir, sacar los libros, leerlos y devolverlos.
Como veis es un proceso que se tiene que modelar desde una edad muy temprana. Por otro lado y cuando los niños vayan alcanzando la edad más adulta, es posible que tengan amigos que les inciten a la lectura o todo lo contrario. Una cosa está clara: no se puede obligar a que un niño lea porque primero, estaremos haciendo que tenga manía a algo que realmente es maravilloso y segundo, estaréis francamente perdiendo el tiempo.
Relacionado con este punto es importante hablar de la obligación a la lectura que se impone en los colegios y más todavía en institutos. Adoro leer, pero hasta yo reconozco que algunos libros que recomiendan por no decir obligan y en periodos de tiempo muy cortos leer en los institutos están desactualizados y no interesan para nada a los chavales. Por mucho que sea un clásico de nuestra literatura, no se puede pretender que un niño o niña de 13 años lea en 3 semanas “El camino”, de Miguel Delibes. Sin embargo, a lo mejor pueden encontrar interesantes otros títulos como ‘Un mundo feliz’, de Aldous Huxley u otros con temáticas más atractivas para sus edades e igual de importantes para su cultura y aprendizaje. Creo que en ese sentido hay que saber empatizar. Si ya obligar a la lectura es nefasto para un crío por lo menos hazlo con títulos que le resulten interesantes y luego debate sobre ellos en lugar de hacer un examen.
Y poco más que decir al respecto. Intentar desde muy pequeñitos que lean es vital para su futuro desarrollo, pero como he dicho al principio, no os tiréis de los pelos si veis que vuestro hijo no lee. Es algo que va en el carácter de cada uno y que, como digo, puede intentar cambiarse.

Los mejores trucos para escribir

Hoy os traigo una entrada un poco especial que creo que vendrá muy bien para todas aquellas personas a las que, como a mí, os gusta escribir, pero no sabéis muy bien cómo hacerlo, si es mejor organizar el trabajo en lugar de escribir sin seguir ningún patrón o esquema… A continuación os ofrezco una serie de trucos o pautas que podéis seguir pero que en ningún caso tienen que ser los más adecuados. Son los que a mí me han ido bien a lo largo de los años y los que me resultan más efectivos a la hora de escribir. Espero que os sirva de ayuda y si tenéis algún comentario o sugerencia no dudéis en compartirlo 🙂
1. Establecer una rutina
Para ser sincera yo era de las que no me fijaba rutinas en este sentido, pero a lo largo del pasado año me fui dando cuenta de que es la mejor forma para forzarte a ti misma para terminar un trabajo, guión, novela… Mucha gente se queja de que no tiene tiempo de escribir o de que no lo encuentra. Yo pensaba igual pero he descubierto que si me fijo un momento del día el proceso avanza mucho mejor. En mi caso, me propuse escribir entre semana por la noche una hora. Los fines de semana dedico el máximo de mi tiempo, pero entre semana por unas cosas o por otras necesito fijarme un momento.
2. Escribir siempre aunque sea un poquito
Hay que escribir todos los días en mi opinión o trabajar todos los días en tu proyecto. En ese sentido, soy de las que piensan que aunque hay que escribir aunque sea un par de líneas, pero no romper esa rutina de la que hemos hablado. Por ejemplo, el lunes es tu día de suerte y escribes una hoja y media, pero el martes no estás inspirado o no te apetece mucho, pero aún así debes ingeniártelas y escribir un par de líneas o pulir algunos detalles.
3. Fijar una fecha tope
Importante si estáis pensando en publicar o presentar vuestro proyecto. Es vital que fijéis una fecha y que además os la pongáis bien grande en vuestro sitio de trabajo, solo así recordaréis todos los días que tenéis que terminar lo que estáis escribiendo sí o sí.
4. Escribir fuera de casa ayuda a la inspiración
Yo escribo muy bien en casa, pero hay veces que me siento bloqueada y necesito salir a algún sitio para cambiar de aires. Hace relativamente poco he descubierto que en las cafeterías me inspiro bastante bien, sobre todo en los Starbucks. Yo no sé qué tienen, pero es ir allí y escribo sin parar. Es una buena alternatva para tomarse un café mientras vas dándole forma a tu historia. Además, puedes ser testigo de algunas cosas o escenas que alimenten tu imaginación, conversaciones que te iluminen y te ayuden a escribir un diálogo o algún pasaje de tu historia.
5. La música va de la mano de la inspiración
Yo no puedo escribir sin música. No puedo. Y para más señas, no puedo escribir si no escucho música instrumental o bandas sonoras, temas de piano… Está científicamente demostrado que este tipo de música despierta a las neuronas y te ayuda a realizar un mejor trabajo. Os recomiendo escribir escuchando a Ludovico Einaudi o a Abel Korzeniowski.
6. Tener un planning bien definido
Es necesario organizar tu novela antes de ponerte a escribirla. Hay gente que es capaz de escribir sin necesidad de hacerse esquemas, y yo era de esas, pero por propia experiencia os digo que se necesita un plan de trabajo, dedicar un par de semanas a estructurar la historia, definir a los personajes, hacer una investigación y apuntar todo lo que creáis necesario. No es broma. Os cuento que hace un par de años escribí una novela que tengo todavía pendiente de corregir en la que, por no hacer ninguna planificación el personaje principal empezó llamándose Peter, tenía 30 años, pelo negro y ojos azules y al final de la novela se llama George, tenía 36 años, pelo castaño y ojos pardos. ¡La planificación es un must!
Y estos son los consejos que puedo daros. Me encantará leer vuestros comentarios sobre qué métodos o trucos seguís para escribir.

Reseña de ‘Sinopsis de Cine’, de Ángel Sanchidrián

Con la gala de los Oscar todavía latente he creído que la reseña de hoy debería estar relacionada de alguna forma con el séptimo arte y da la casualidad de que uno de los últimos libros que he leído ha sido el de ‘Sinopsis de cine’ de Ángel Sanchidrián. Tenía muchas, muchas, muchas ganas de leerlo y el otro día, paseando entre los estantes de una librería lo encontré y me decidí a comprarlo sabiendo que me iba a gustar como buena cinéfila que soy. Y me equivoqué. No me ha gustado. ¡Me ha encantado!
Conocía el fenómeno de ‘Sinopsis de cine’ en las redes sociales pero quería tener el libro porque creo que se disfruta mucho más de las genialidades del autor si se hace en papel. Sí, Ángel Sanchidrián es un genio del humor. Ha conseguido lo que ningún otro. Ha conseguido que esté leyendo su libro en el autobús y que de repente, estallara en una carcajada que ha desencadenado en ciertas miradas de gente que igual pensaba que estaba loca. Es que por mucho que intentaba contenerme no podía disimular la risa. Sanchidrián puede presumir de haber logrado algo que, a mi juicio, es muy difícil en la literatura y es precisamente eso, hacer reír a través de la palabra, de la ironía y gracias a comparaciones tan ingeniosas y divertidas que os juro que si os gusta el cine, provocarán que os lloren los ojos de la risa.
Si tuviera que quedarme con una de sus sinopsis no podría. Todas y cada una de ellas me han encantado, aunque quizá me han hecho más gracia aquellas que son de películas que he visto. La de ‘Titanic’ es simplemente desternillante, al igual que la de ‘Indiana Jones’ o la de ‘ET’. De esta última, una de mis favoritas,  jamás podré olvidarme de esta frase: “La película va de una señora mayor que parece Esther Cañadas con el cuerpo del Pozí”. ¡Cuando leí esa frase estallé en tal carcajada que la tripa empezó a dolerme de la risa!
Otro de los grandes pasajes del libro (repleto de verdades) se encuentra en la review de ‘Fast and Furious’, porque, ¿acaso no es verdad que la película trata de “bugas y de chicas a las que les botan las mamellas”? De verdad, Ángel Sanchidrián, es que eres un genio.
Otro punto a favor del libro es el magnífico prólogo que incluye escrito por Florentino Fernández, el que, para mi gusto, es uno de los mayores cómicos de nuestro país, con permiso de mis adorados Dani Rovira y Goyo Jimenez. No sé si todas las ediciones vienen con él, pero en mi libro, que pertenece a la cuarta edición sí.
No puedo contar mucho más del libro por dos razones: en primer lugar si me pongo a enumerar las frases que más gracia me han hecho probablemente necesitaría tres posts y en segundo, porque para disfrutar del libro es mejor no saber mucho de él.
Tenéis que leerlo. Si sois amantes del cine os encantará. Estoy segura de que muchos de vosotros habéis visto algunas películas y habréis pensado “menudo timo o esto que ocurre no tiene ni pies ni cabeza”. Tras leer ‘Sinopsis de cine’ encontraréis que no fuisteis los únicos que pensasteis lo que pensasteis al ver determinado filme.
Pero si existe una razón por la que leer el libro es porque os va a sacar una sonrisa. En serio, su lectura sacará lo mejor de vosotros. Si tenéis un mal día seguro que al leer a Ángel Sanchidrián se os pasarán las penas, aunque solo sea por un rato. El humor es la mejor arma para combatir estos tiempos.
¡Se me olvidaba! Me encantaría ver una gala de los Oscar narrada por Ángel Sanchidrián. ¡Lo dejo caer!
Veredicto

Entrevista a Ana Medrano, autora de ‘Y en nosotros nuestros muertos’

Si es lunes os ofrecí una nueva reseña novel, hoy os traigo la entrevista con la autora de dicha obra. Dad una calurosa bienvenida a Ana Medrano, la fantástica responsable de la no menos fantástica ‘Y en nosotros nuestros muertos’. Sin más dilación os dejo con su interesante entrevista.
1. ¿Cuándo supiste que querías ser escritora?
Desde pequeña escribir ha sido uno de mis “vicios” confesables, fundamentalmente cuentos cortos y poesía. Mi infancia estuvo ligada a los libros, en casa leíamos a todas horas. Siempre quise escribir una novela pero por diferentes circunstancias lo fui posponiendo. Ahora, mis hijos
han crecido, son más independientes y eso me ha permitido tener más tiempo libre. Un buen día decidí que el momento de escribir una novela había llegado y me puse manos a la obra. “Y en nosotros nuestros muertos” es el resultado de ese esfuerzo.
2. ¿Cuáles son tus máximas influencias?
No sabría reconocer mis influencias. Creo que a escribir se aprende leyendo. He leído mucho, de todos los géneros: teatro, poesía, literatura española, latinoamericana, anglosajona… y soy una gran fan de la novela policiaca. Tengo autores preferidos obviamente, pero  creo que mi forma de hacerlo es resultado de todo lo leído a lo largo de los años.
3. ¿Qué libros han marcado tu trayectoria?
Hay unos cuantos libros que, sin duda, llevaría conmigo a una isla desierta, entre ellos: Mortaja para un ruiseñor de P.D.James, Bomarzo de Mújica Laínez, Platero y yo de J.R.Jiménez, Retorno  a Brideshead de Evelyn Waugh y Las bostonianas de Henry James.
4. ¿Sigues algún método organizativo a la hora de escribir o
sobre la marcha?
Suelo hacerme un breve esquema del argumento de la novela y después comienzo a escribir. A partir de ahí la historia va creciendo poco a poco, no me pongo límites y tampoco me ciño estrictamente al guion que he elaborado al principio, dejo que la imaginación siga su curso. De vez en cuando releo todo, corrijo, borro y continúo escribiendo.
5. ¿Cuánto tardas en escribir una novela?
En escribirla un año más o menos, después dedico unos seis meses a corregirla. Ahora mismo la segunda está en fase de revisión, y tengo la tercera a medias. Suelo alternar el trabajo unos días escribo y otros me dedico a corregir.
6. ¿Existe alguna parte del proceso de escritura que te resulte
más tediosa?
 La fase de revisión, me entran mil dudas, leo, releo y vuelvo a releer. Cuento con el apoyo de incondicionales (amigos y familiares) que me ayudan con la corrección del texto y con sus opiniones sobre la historia, el argumento, los personajes… Escucho sus ideas, las comentamos y voy mejorando la novela poco a poco. Siempre me pongo un límite, de tiempo y de lectores, si no seguiría corrigiendo y corrigiendo…
7. ¿Por qué inspirar ‘Y en nosotros nuestros muertos’ a caballo
entre Galicia y Madrid?
Madrid es mi ciudad, me encanta, no podría desligar mi vida de ella. “Y en nosotros nuestros muertos” es una historia del día a día de gente normal  que se ve inmersa  en sucesos extraordinarios muy a su pesar. Desde el principio tuve claro que se desarrollaría aquí, en la ciudad que mejor
conozco. Galicia por otra parte es mi segunda casa, llevo veinte años veraneando en Lugo. Uno de mis abuelos era de allí aunque la primera vez que yo la visité tenía veintitantos años, fue amor a primera vista, en ella me siento en casa; es una relación tardía pero intensa. No encontré otra ubicación mejor para una casa familiar.
8. ¿Por qué ese título?
¿Cómo explicarlo sin descubrirlo? Creo que el  porqué  del título queda claro en el último capítulo. Es un homenaje a mi familia, a mis padres, a mis abuelos… a todas esas personas maravillosas que con su ejemplo en la vida de alguna manera hicieron más fácil la mía.
9. ¿Veremos más libros protagonizados por Nena Castelao?
Sí, la segunda novela espero que esté lista para el verano. El título “En el lugar de siempre”. Los personajes son los mismos que en “Y en
nosotros nuestros muertos”: Nena, Javier, Sole, Dado… Una amiga me comentó que se había quedado con ganas de conocer más detalles sobre el tío de la protagonista y la historia simplemente surgió…
Para contactar con Ana Medrano, sólo tenéis que hacer clic en sus redes sociales
Twitter: @ana_medrano_

Reseña ‘Y en nosotros nuestros muertos’, Ana Medrano

Un nuevo mes que comienza siempre debe traer una nueva reseña y en esta ocasión le ha tocado el turno a ‘Y en nosotros nuestros muertos’, de Ana Medrano.

No ha sido difícil que ocurra, ya que ‘Y en nosotros nuestros muertos’ combina ciertas cosas que me encantan y con las que no puedo ser muy objetiva: mi tierra gallega, el suspense y una trama relacionada con el arte, otra de mis grandes pasiones.

Me llamó mucho la atención la maravillosa portada de la novela. Para ser autopublicada creo que es una de las portadas más bonitas que he visto por el universo Amazon, muy expresiva y que invita a la lectura.
El argumento de ‘Y en nosotros nuestros muertos’ nos lleva hasta Madrid. Conocemos a Magdalena “Nena” Castelao, una mujer marcada por un gran número de cicatrices a las que se suma la extraña muerte de su padre.
Nena acude al taller en el que murió y se da cuenta de que un espejo de incalculable valor sentimental ha desaparecido. Este hecho es el detonante de una trama que nos traslada a las tierras gallegas lucenses en la que Nena, con la ayuda de un párroco, irá desentrañando una trama relacionada con la venta fraudulenta de obras de arte.
Creo que el personaje de Nena es todo un acierto porque es original. No es una mujer perfecta, tiene sus fallos y son bastantes, lo que puede llegar a convertirla a veces en un ser frágil, víctima de sus propios errores del pasado, pero cuya determinación por intentar resolver la sospechosa muerte de su padre, la convierte al mismo tiempo en una mujer dura y resistente. El resto de los personajes secundarios están muy bien construidos y soportan la trama con maestría.
Ya de por sí es duro escribir una novela de suspense. Yo lo he intentado en muchas ocasiones y a la hora de dar con el giro que sorprenda al lector he terminado abandonando, aunque no me doy por vencida y lo sigo intentando. En este sentido, Ana Medrano ha logrado crear una historia que se sostiene desde el principio al fin, con giros que el lector, al menos en mi caso, no pueden llegar a intuir. La forma en que poco a poco las pistas van llegando a las manos de Nena está muy bien conseguida y es totalmente creíble, cosa que en ocasiones, si está elaborado de una forma demasiado fantasiosa, puede llegar a arruinar una buena novela de misterio.
El hecho de que el argumento tenga que ver con el arte ya es un plus para mí. Me encanta y creo además que el tema de la venta fraudulenta de material artístico otorga un soplo de aire fresco a la novela.
‘Y en nosotros nuestros muertos’,  título que dicho sea de paso es muy pero que muy acertado y seductor, se lee de una forma muy amena y consigue enganchar al lector desde la página número uno. Igual me equivoco, pero creo que será la primera entrega de una saga protagonizada por Nena Castelao. Si es así, estaré más que dispuesta a leer más de ella.
La novela de Ana Medrano redonda que no defraudará a los amantes del género. Si tuviera que ponerle una pequeña pega, pero solo una y por cuestiones de de preferencia a la hora de escribir mis propios relatos, creo que los capítulos llegan a ser demasiado largos, lo que no es sinónimo de que sean aburridos. Para nada lo son.

Reseña ‘Hyde’, David Lozano Garbala

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “//connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&version=v2.0”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));


!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+’://platform.twitter.com/widgets.js’;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document, ‘script’, ‘twitter-wjs’);

Adictiva. Terrorífica. Trepidante. Son los tres adjetivos que me vienen a la cabeza después de haber leído ‘Hyde’, de David Lozano Garbala. Había oído hablar muy bien del libro y tras ver algunas reseñas de booktubers me animé a comenzar una lectura que me ha resultado demasiado entretenida, tanto que diría que me ha dado un poco de pena terminar el libro. 
‘Hyde’, además de ser un thriller, pertenece al género conocido como Young Adult que, como su propio nombre indica está compuesto por historias protagonizadas por adolescentes de unos dieciocho, diecinueve y hasta veinte años. La premisa con la que parte Hyde puede recordar a las clásicas historias de suspense de Agatha Christie: una serie de adolescentes metidos en una casa de aspecto lúgubre empiezan a caer uno a uno a manos de un despiadado asesino. A bote pronto podemos pensar que estamos ante una nueva ‘Diez negritos’, pero si por algo sobresale ‘Hyde’ es por el toque de modernidad que David Lozano le ha dado para no caer en lo común. 
La historia de ‘Hyde’ nos presenta a Hugo, Álvaro, Jacobo, Héctor, Cristian, Diana y Andrea, unos adolescentes que, junto a un profesor de su instituto llamado Vidal, se ofrecen voluntarios (por decirlo de alguna forma), para participar en un experimento que fomenta la lectura. Para ello, son trasladados a una mansión situada en el medio de la nada en la que no podrán tener contacto con el mundo exterior durante siete días. Pero esa es solo la tapadera, ya que la primera noche, el profesor Vidal les revela la verdad: no existe ningún experimento para fomentar la lectura. El experimento, llamado en clave proyecto ‘Hyde’, consiste en realizar visionados y lecturas que contienen material subliminal que fomentan la violencia. De esta manera, los adolescentes se ven arrastrados a un juego macabro que empeorará cuando uno a uno empiecen a ser asesinados
En mi opinión, uno de los grandes aciertos de ‘Hyde’ es la presencia de dos líneas argumentales claramente diferenciadas, ya que por un lado tenemos la historia de los chicos y por otra una investigación policial cuya resolución puede afectar al destino de los supervivientes.
Por otra parte, la presencia de unos personajes tan dispares hace la lectura mucho más interesante. De todos los jóvenes, no hay ninguno semejante y cada uno posee sus luces y sus sombras, lo que traerá un poco al borde de la locura al lector, ya que le resultará inevitable pensar en que uno de ellos tiene algo que ver con los asesinatos. 
Los momentos de acción y de terror están muy bien construidos y la atmósfera de oscuridad y peligro que desprende la mansión en la que Hugo, Álvaro, Jacobo, Héctor, Cristian, Diana y Andrea están atrapados casi puede llegar a percibirse.
‘Hyde’ engancha desde la primera página y se lee muy rápido porque es imposible dejar el libro hasta el final. Os lo recomiendo mucho. Creo que es uno de los libros más trepidantes que he leído dentro de la narrativa española. Tengo que ser sincera y decir que no había oído hablar del autor hasta ahora, pero he estado informándome y he visto que tiene publicados otros libros de temática similar, por lo que creo que no tardaré mucho en leerlos. 
Dicho esto, no esperéis más y haceros con ‘Hyde’. No os arrepentiréis de su lectura. 
Veredicto

Entrevista a Paloma Caraballo, autora de ‘En un templo de Chiang Mai’

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “//connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&version=v2.0”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));


!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+’://platform.twitter.com/widgets.js’;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document, ‘script’, ‘twitter-wjs’);

Lo prometido es deuda y aquí os traigo la interesante entrevista que le he hecho a la autora novel Paloma Caraballo, responsable de la maravillosa y mágica ‘En un templo de Chiang Mai’, novela que reseñé hace algunos días y a la que valoré con cuatro estrellas. 
Compagina la escritura literaria con la corrección ortotipográfica y de estilo de textos literarios y la traducción. 


La escritora Paloma Caraballo nació en Madrid y realizó estudios de Geografía e Historia en la Universidad Complutense de Madrid. Ha vivido en Francia, Estados Unidos y Alemania y habla cuatro idiomas. Desde la infancia supo que deseaba escribir y durante sus continuos viajes fue forjando una imaginación dedicada a las letras. 
En cuanto a obras publicadas, tiene dos novelas: “La luz en la tormenta’, publicada en abril de 2013 y ‘En un templo de Chiang Mai’, publicada en marzo de 2014. 

¿Cuándo
supiste que querías ser escritora?
Comencé
a escribir canciones con 14 años y mi primer relato a los 16 años. Tras un
parón de una década, decidí que no lo volvería a dejar nunca más y ahora dedico
casi todo mi tiempo a la creación literaria.
¿Cuáles
dirías que son tus máximas influencias?
Mi
prosa nace de la unión del ensayo político y filosófico, así como de la
literatura social o, incluso, romántica, sin olvidar las novelas de aventuras Sin
duda, la literatura francesa de los siglos XIX y XX ha sido decisiva para mis
comienzos, como también lo ha sido la literatura inglesa del siglo XIX y la
literatura norteamericana del siglo XX. Tampoco puedo obviar la literatura de
mi tiempo o la filosofía clásica. Creo que un autor debe beber de las fuentes
de muy diversos géneros para crear un universo propio.
¿Qué
libros dirías que han marcado tu trayectoria?
Si
tuviera que citar algunas obras, destacaría “El mundo de Sofía” de Jostein
Gaarder, “Timeo” de Platón, “La isla misteriosa” de Julio Verne, “La duquesa en
zapatillas” de Saint Marcoux, “La educación sentimental” de Gustave Flaubert o
“Trafalgar Square” de Henry James, entre otros muchos títulos.
¿Sigues
algún método organizativo a la hora de escribir o sobre la marcha?
No
sigo ningún método de organización a la hora de escribir, aunque procuro ser
cada día más disciplinada. Mi novela, “En un templo de Chiang Mai”, surge en
medio de un caos creativo, sin saber ni cómo terminaría ni dónde se
desarrollaría la acción. Sin embargo, la novela que tengo entre manos en estos
momentos fluye por un camino predeterminado.
¿Cuánto
tardas en escribir una novela?
La
duración de la construcción de una obra solo puede ser estimativa, siempre hay
momentos en los que necesitas alejarte de la historia para poder continuarla
con más fuerza. Por lo general, desde que nace la idea hasta que llega a tomar
forma suele pasar un año. 
¿Existe
alguna parte del proceso de escritura que te resulte más tediosa?
Todas
las partes del proceso de creación son atractivas. Cuando buscas una idea y la
encuentras resulta fascinante. No lo es menos la parte documental, en la que se
vislumbran las escenas de la novela. No obstante, los momentos en los que
recreas el clímax y el desenlace son los más difíciles. Es ahí donde un autor
debe aplicarse con todas sus fuerzas para lograr una obra de calidad.
¿Qué inspiró “En un templo de Chiang Mai”?
Llevaba
tiempo queriendo conocer la filosofía budista en profundidad y me dispuse a
leer acerca del tema. Entendí, entonces, que la psicología moderna tan solo
repetía los conceptos ancestrales de este pensamiento. Los muros de las redes
sociales están plagados de estas ideas y decidí contarle a la gente de dónde
procedían. De este modo nació una bella historia centrada en un hombre de 35
años y una niña de 11 años, quienes, tras haber sufrido pérdidas difíciles de
olvidar, viajan a Tailandia en busca de la paz y la felicidad.
Si
tuvieras que quedarte con uno de tus personajes, ¿cuál sería?
Sin
duda, me quedaría con Carlota, una niña que me robó el corazón mientras la
describía. Tengo a esa niña clavada en mi pensamiento; su mirada triste, los
mechones de cabello sobre la cara, sus gestos apacibles, su sensibilidad y su
inteligencia. Ella es el pilar de la novela.
¿Te
atreverías con otros géneros como el suspense o terror?
Sí.
De hecho, mi próxima novela pertenece al género histórico con tintes de suspense.
  
¿Libro
en papel o electrónico?
La
comodidad que supone la lectura digital está fuera de dudas, además de suponer
un ahorro de dinero y de espacio. No obstante, ciertas obras son dignas de ser
releídas y subrayadas y, en ese caso, recurro al papel.
Aquí podéis encontrar ‘En un templo de Chiang Mai’ y contactar con la autora a través de sus redes sociales

Reseña novel: En un templo de Chiang Mai, Paloma Caraballo

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “//connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&version=v2.0”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));


!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+’://platform.twitter.com/widgets.js’;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document, ‘script’, ‘twitter-wjs’);

¡Buenos días! Hoy que ya me encuentro recuperada más o menos de mi super catarro, os traigo una nueva reseña de carácter novel. La gran ventaja que tiene estar enferma es que te pasas mucho tiempo en la cama, en mi caso, viendo películas y por supuesto, leyendo. Y la novela que os traigo hoy ha hecho mis delicias mientras he estado a base de diversos medicamentos y gastando paquetes de pañuelos. Con todos vosotros os presento ‘En un templo de Chiang Mai’, de la autora Paloma Caraballo
Debo decir que me ha parecido una lectora preciosa además de entretenida e interesante, ya que el contexto en el que está enmarcada siempre me ha parecido muy atractivo pero nunca he tenido la oportunidad de meterme de lleno de él. La historia de ‘En un templo de Chiang Mai’ nos lleva hasta Marc, un maestro de artes marciales cuya existencia, algo de por sí mermada por una serie de circunstancias que conoceréis si leéis el libro, se ve afectada por el fallecimiento de su madre, con la que nunca llegó realmente a conectar y con la que no tenía apenas relación. Lo peor del asunto o, lo mejor, según como se quiera mirar, es que Marc descubre que su madre tuvo otra hija, Carlota, una adorable niña de once años que entra en la vida del maestro de forma inesperada y que hará cambiar el rumbo de su vida para siempre. Con intención de conocerse mejor y sanar un poco sus heridas internas, Marc decide llevar a Carlota hasta los exóticos parajes de Tailandia y en concreto, al templo de Chiang Mai, un lugar en el que a base de meditación, silencio y lecturas sobre la vida y obra de Buda, las personas aprenden a sanar y a alcanzar un estado de felicidad único y maravilloso. 
Como digo, siempre me ha llamado la atención el mundo de Tailandia y sus templos, que, espero, algún día pueda visitar. Gracias a la novela de Paloma Caraballo he podido adentrarme un poco más en este exótico mundo y descubrir, porque no tenía ni idea, los principios y reglas que rigen el budismo. La verdad es que he aprendido muchas cosas y eso es siempre de agradecer.
 Lo mejor de ‘En un templo de Chiang Mai’ es la sensibilidad que transmiten todas y cada una de sus frases, además de la complejidad que desprenden los personajes de Marc y Carlota, cada uno portador de un dolor completamente distinto, un dolor plasmado a la perfección a través de los distintos diálogos y descripciones que la autora hace de la vorágine de sentimientos que tanto el adulto como la niña van experimentando a lo largo de las páginas del libro. 
Otro acierto de ‘En un templo de Chiang Mai’ es que me ha resultado una lectura bonita y relajante. No sé si ha sido por lo bien que está escrita o por la moral budista que desprende, pero el caso es que a medida que lo iba leyendo me he dado cuenta que me encontraba mucho más relajada que de costumbre. Por otro lado, como digo, la lectura de la novela de Paloma Caraballo es sumamente detallista, bonita y emotiva. No os miento cuando digo que en algún momento concreto se me han saltado las lágrimas.
Las descripciones que Paloma hace de los paisajes de Tailandia, en su mayoría concisas, consiguen transmitir al lector esa sensación de estar paseando por las calles y rincones de la ciudad, oler los aromas que desprenden los diferentes puestos de los mercados y estar viendo los vivos colores de las túnicas de los monjes. En ese sentido, lo que la autora consigue es un efecto que me ha recordado al que me produjo en su momento la lectura de ‘El perfume’, de Patrick Suskind
En otras palabras, os recomiendo mucho ‘En un templo de Chiang Mai’. Da gusto leer historias escritas con tanto amor y sensibilidad. Sus doscientas treinta páginas pasarán volando ante vuestros ojos y cuando lo terminéis os aseguro que os sentiréis de una forma distinta a como os encontrabais antes
Por cierto, que ‘En un templo de Chiang Mai’ ha sido una novela autopublicada y que podéis encontrar tanto en formato electrónico como en papel. 
Veredicto

Entrevista con Aida Cogollor, autora de ‘Atlante: más allá de las estrellas’

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “//connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&version=v2.0”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));


!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+’://platform.twitter.com/widgets.js’;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document, ‘script’, ‘twitter-wjs’);

Hace una semana aproximadamente os traje la reseña de ‘Atlante: más allá de las estrellas’, libro autopublicado por la escritora Aida Cogollor en la plataforma Amazon. Hoy me gustaría compartir con vosotros una entrevista que le he hecho a Aida en la que habla de sus influencias, el proceso que le gusta utilizar para escribir y una gran variedad de curiosidades. 
Aida Cogollor reside en Madrid y ha autopublicado ya cuatro novelas en Amazon. Es un no parar ya que para este año 2015 planea sacar unas cuantas obras más que una servidora se muere por leer y de las que iré hablando a medida que vayan saliendo. Os dejo ya sin más dilación con la entrevista a Aida Cogollor. 

1. ¿Cuándo supiste que querías ser escritora?
Desde niña he tenido mucha imaginación y escribía muchos cuentos, pero nunca me había planteado dedicarme profesionalmente a ello porque lo veía como un mundo inalcanzable. Hace unos años hice una apuesta con unas amigas para escribir una historia, les gustó mucho y al enterarme que Amazon daba la oportunidad de autopublicar, me animaron a que probara. Así nació Helena.
2. ¿Cuáles dirías que son tus máximas influencias?
Creo que no tengo una influencia específica de ningún autor. La verdad es que empecé con la romántica erótica porque la señora James nos abrió el camino con 50 Sombras, pero uno de los proyectos de este año es temática fantástica, Atlante es futurista… La influencia me viene un poco de todos los libros que he leído a lo largo de mi vida.
3. ¿Qué libros dirías que han marcado tu trayectoria?
Con los anteriores, ninguno. Pero Los Días Oscuros de Halea va a ser una novela que viene marcada por unos cuantos: El Señor de los Anillos, Narnia y los de una de mis escritoras favoritas, Laura Gallego.
4. ¿Sigues algún método organizativo a la hora de escribir o sobre la marcha?
Con los primeros no. Pero ahora sí que tengo mi cuaderno de apuntes y me voy organizando porque sería imposible si no.
5. ¿Cuánto tardas en escribir una novela?
Pues cada una de ellas ha ido a un ritmo diferente. Helena tardé un año en escribirla porque me lo tomé con calma al no tener previsto publicar. Henry tardé tres meses, Shooter dos y Atlante cuatro. Halea creo que me va a llevar todo un año. No tengo un tiempo exacto.
6. ¿Existe alguna parte del proceso de escritura que te resulte más tediosa o aburrida?
Cuando incluyes en el libro otro idioma, buscar significados me lleva mucho tiempo. Y las correcciones, son horrorosas.
7. ¿Qué te inspiró a la hora de escribir ‘Atlante: más allá de las estrellas’?
Soy una friki de la ciencia ficción y tenía ganas de intentarlo con una novela sobre esa temática pero aplicada a la romántica. Aunque jamás esperé que me saliera un libro así. Estoy muy, muy orgullosa de él.
8. ¿Si tuvieras que quedarte con uno de tus personajes cual sería?
De los femeninos le tengo un cariño especial a Emily. Y de los masculinos a Alfonso, es de todos ellos el más real, es mi super genio portadista y tiene la moto más bonita del mundo.
9. ¿Escribes sobre todo romántica erótica, te atreverías con otros géneros como el suspense o terror?
No lo sé, no me he planteado esos dos géneros nunca. He leído mucho terror, y me apasiona, pero creo que no estoy preparada para abordarlos, en un futuro no diría que no.
10. ¿Libro en papel o electrónico?
Estoy a favor de los dos. El electrónico ha sido todo un invento para las personas que leen en transporte público, y las que leen muchísimo y no se pueden permitir el lujo de comprar papel o bien por la economía o bien por espacio. Pero como el tacto de un libro en papel no hay nada.
Hasta aquí la entrevista con Aida Cogollor. A continuación os dejo los enlaces de sus distintas redes sociales:
Y os dejo también los enlaces a la página de Amazon en la que podéis encontrar disponibles el resto de sus novelas, en formato papel y electrónico.

Reseña novel: ‘Atlante: más allá de las estrellas’, Aida Cogollor

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “//connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&version=v2.0”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));


!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+’://platform.twitter.com/widgets.js’;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document, ‘script’, ‘twitter-wjs’);

Ya en su día anuncié que uno de los propósitos fundamentales del blog de La cazadora de historias era reseñar y promocionar a aquellos valientes autores noveles que han decidido dar el paso de escribir y, por supuesto, de publicar, lo que tiene todavía mucho más mérito en una época en la que el mercado editorial se encuentra saturado de ideas. Con mucha ilusión, hoy os traigo la primera de esas reseñas y espero de todo corazón que no sea la última. En este caso, quiero invitaros a que os abrochéis muy bien los cinturones porque vamos a viajar una galaxia muy lejana con ‘Atlante: más allá de las estrellas’, la cuarta novela de Aida Cogollor
Siendo completamente sincera, al saber que el argumento de ‘Atlante: más allá de las estrellas’ se situaba entre galaxias y espacios siderales, creí que no sería de mi agrado y que era mejor no leerlo por el simple hecho de que la ciencia ficción y la fantasía no son mis géneros favoritos, pero conociendo como conozco la obra de Aida, no pude resistirme y me hice con él. Y no me arrepiento de haberlo hecho.
Antes que nada tenéis que saber que Aida Cogollor, como muchos otros autores principiantes, ha publicado sus obras haciendo uso de lo que se conoce como autopublicación, una práctica cada vez más común entre escritores noveles y una alternativa más que satisfactoria para poder compartir las historias que surgen en sus cabezas con el resto del mundo sin la necesidad de contar con el apoyo y protección de un gran sello editorial. En el caso de Aida, tiene publicadas en Amazon otras tres novelas que se pueden adquirir en formato electrónico y papel. 
Como decía, después de haber leído sus tres primeras obras (‘Helena’, ‘Henry’ y ‘Shooter’), no pude resistirme a hacerme con un ejemplar electrónico de ‘Atlante: más allá de las estrellas’ porque, a pesar de que la ciencia ficción no es lo mío, sabía que Aida no iba a defraudar y que la lectura me iba a enganchar. Y vaya si lo ha hecho.
En ‘Atlante: más allá de las estrellas’ viajamos a un futuro en el que la Tierra y la raza humana han sido exterminados. Reah es una de las últimas que queda con vida y justo cuando está a punto de perecer, es rescatada y llevada a la lejana galaxia de Boreana, habitada por unos seres de aspecto similar a los humanos pero mucho más inteligentes que siempre han estado observando lo que acontecía en el planeta Tierra y estudiando a los seres humanos. Es entonces cuando todo lo que ella creía conocer del mundo, se vuelve patas arriba y cambia por completo
En primer lugar debo decir que el universo que Aida ha creado es simplemente increíble y ya solo por ese esfuerzo imaginativo ‘Atlante: más allá de las estrellas’ merece una lectura. En lo personal y también como escritora, encuentro muy difíciles los géneros de la ciencia ficción y la fantasía porque, siendo honestos, me parece sumamente complejo el crear universos nuevos y atípicos que resulten al mismo tiempo atractivos para los lectores. Lo he intentado tantas veces que ya he perdido la cuenta… Por eso, el que Aida haya creado Boreana, un cruce entre la Grecia más clásica y las ciudades más cosmopolitas, merece de primeras todos mis respetos. Su imaginación va más allá y opta por nombrar a los personajes haciendo uso del alfabeto griego: Alpha, Gamma, Phi, Epsylon, Beta…Un recurso original que se complementa a la perfección con ese contexto espacial y clásico que desprende cada página de la novela. 
La lectura de ‘Atlante: más allá de las estrellas’ es muy entretenida y rápida. Con dos partes claramente diferenciadas, mi favorita ha sido la segunda, cargada de grandes dosis de tensión y acción que, de nuevo, merecen todos mis elogios porque, si hay algo complicado a la hora de escribir una novela de estas características es saber transmitir al lector esas sensaciones de ahogo y terror. Aida lo consigue con frases cortas pero precisas y detalladas al mismo tiempo. ¡Casi me parecía estar recorriendo con Alpha los sinuosos pasillos de Cernia!
Como personajes principales, Alpha y Reah son perfectos. Reah, inocente pero con una gran fuerza interior se complementa a la perfección con Alpha, acosado por los fantasmas del pasado pero poseedor de una fuerza y determinación capaces de mover montañas. Los personajes secundarios están bien construidos, aunque me hubiera gustado más momentos entre Sigma y Phi. ¡No sé por qué, pero tengo debilidad por Sigma! Aida, si me estás leyendo… estos dos necesitan su propia novela. 
‘Atlante: más allá de las estrellas’ es, como casi todas las novelas de Aida Cogollor un grato entretenimiento que atrapará al lector desde la primera página hasta el final. ¿A qué estáis esperando para viajar a Boreana?
Veredicto